Archivo de la etiqueta: pensamiento

TRUCOS PARA ELIMINAR PENSAMIENTOS INDESEADOS

Una de las características de la ansiedad es el abundante diálogo interno, llamado también pensamientos o ideas rumiativos. Estos pensamientos aturden a la persona que los sufre y por más que lo intenta le resulta imposible dejar de hacerlo.

TRUCO 1: “No debo pensar” es la frase que se repiten una y otra vez, sin resultados. Y es que esta frase no funciona porque el cerebro no registra frases negativas. La “no existencia” no es reconocida. Veamos si es cierto: si yo le digo “No piense usted en una mariposa azul”. ¿Qué ha pasado??????? Claro, la imagen de una mariposa azul vino a su mente. Esta es la razón por la que nuestras frases, deseos o propósitos que comienzan en NO, no dan resultado. “No debo pensar” se transforma en “debo pensar”, de la misma manera que “no voy a fumar” en “voy a fumar” o “no voy a comer” en “voy a comer”. Recuerde siempre que desee algo transfórmelo en positivo, piense en lo que quiere, no en lo que no quiere!!! Sea constante.

En vez de “No debo pensar” dígase “Voy a prestar atención a lo que estoy haciendo ahora” .

En vez de “No quiero fumar” dígase “Quiero estar sano”.

En vez de “No debo comer” dígase “Quiero estar delgado”.

TRUCO 2: Si se encuentra caminando por la calle y el diálogo interno no lo abandona, es efectivo sacar la atención de nuestros pensamientos internos en actos intencionados externos. Podría contar los hombres o las mujeres  que pasan a su lado, los coches de determinado color que están estacionados, la cantidad de puertas por acera, cantar suavemente su canción favorita…. Y todo lo que a usted se le ocurra que pueda efectivamente distraerlo de sus pensamientos. Sea constante.

TRUCO 3: Si se encuentra en su casa, ponga música alegre y cante en voz alta mientras realiza las tareas hogareñas, busque recetas en internet y cocine siguiendo las instrucciones, aprenda una poesía y repítala cada vez que se encuentra hablando con usted mismo. Sea constante.

TRUCO 4: Si se encuentra en la oficina y su trabajo se lo permite, recite la tabla del 9, 8 o 7 de atrás hacia adelante. Ocupa poco tiempo, pero por un rato le distraerá. Repita cuando vuelvan los pensamientos. Si puede hable un rato con un compañero, o de un corto paseo observando los objetos que encuentra a su lado. Observe un objeto cualquiera y piense en al menos tres usos diferentes que le pueda dar. Busque otras opciones para distraerse, deje volar su imaginación….Eso sí, sea constante.

TRUCO 5: Aprenda meditación. Es muy buena para valorar a que pensamientos se le debe prestar atención y a cuáles no.

TRUCO 6: Si estos pensamientos aparecen más notoriamente en la noche, ante todo tenga a mano en su mesa de luz papel y lápiz (para anotar aquellos pensamientos que necesitará
recordar en la mañana). Luego busque una selección de música (sugiero: El alma de las flores silvestres de la Patagonia de José Luis Tubert) y luego de apagar la luz y disponerse a dormir imagine el lugar que la música le sugiere, y, si le gusta y le transmite paz y tranquilidad, métase en ese sitio, observe los colores y los movimientos, escuche los sonidos y sumérjase profundamente en esos sentimientos y déjese llevar por la somnolencia y la placidez. Sea constante.

Sea constante: La mente ha automatizado la forma de responder a la ansiedad, de hecho los pensamientos surgen en tropel y pocas cosas los detienen. Para romper este automatismo es necesario generar un nuevo hábito o automatismo. Aunque parezca que el resultado de estos trucos es breve, la repetición y la constancia los irá ampliando hasta fijarlos. Llegará un día en el que se sorprenda porque hace un tiempo el diálogo interno… lo ha abandonado.